Como visitar el Jardín del Capricho en Madrid.

En este post sobre como visitar el Jardín del Capricho en Madrid, os vamos a descubrir un lugar de fantasía y que es nuestro jardín favorito de la capital.

La mayoría de los visitantes e incluso los propios madrileños no lo conocen o no lo han visitado, ya que se encuentra fuera de las principales rutas turísticas, al estar situado fuera del centro.

Tenemos que reconocer que a pesar de ser madrileños y no vivir lejos del parque lo hemos visitado recientemente y no sabemos como hemos podido cometer este error. El Capricho nos ha dejado maravillados y esperamos con este post darlo a conocer y que ocupe el lugar que le corresponde dentro de los imprescindibles de Madrid.

Cómo llegar y horario.

El Capricho se encuentra en el distrito de Barajas fuera del centro de Madrid y muy cerca del aeropuerto Internacional Adolfo Suárez. En frente tenéis otro de los parques famosos de la ciudad el Parque Juan Carlos I.

Para llegar en metro tenéis que tomar la línea 5 y bajaros en la parada Alameda de Osuna. En autobús desde Madrid centro llegan las líneas 101, 105 y 155.

– Ubicación: Paseo de la Alameda de Osuna 25.
– Horario: fin de semana y festivos de 09:00/21:00 horas.
– Entrada: gratuita.

Unas pinceladas del Capricho.

El Jardín del Capricho es un jardín considerado como histórico y tiene la protección como si fuera un museo más que un parque y se puede observar nada mas llegar a sus puertas.

El jardín aunque originariamente fue del Duque de Priego, tal como lo conocemos hoy en día se debe a los Duques de Osuna. Fue construido entre 1787 y 1839 para ellos.

La promotora fundamental del jardín fue la Duquesa María Josefa de la Soledad Alonso de Pimentel, una mujer adelantada a su tiempo y mecenas de artistas, toreros y pintores entre otros.

El jardín es del período del Romanticismo y estaba concebido como lugar de vacaciones y de recreo. Fue frecuentado por la alta sociedad de la época y trabajaban en él los mejores paisajistas, jardineros y artistas.

Después de la muerte de la duquesa sus sucesivos herederos dilapidaron la fortuna familiar y el Capricho cayó en desgracia hasta que en 1999 el Ayuntamiento de Madrid compró el parque y se encargó de su recuperación.

Jardín del Capricho Madrid.

Mapa imprescindibles del Capricho.

Aquí tenéis el mapa descargable con los principales puntos a visitar dentro del jardín.

Qué visitar en el Jardín del Capricho.

El Capricho es muy extenso (14 hectáreas) con lo cual os vamos a facilitar el trabajo y os vamos a decir los puntos que son más interesantes para visitar para que vayáis directos si queréis conocer lo más destacable.

Os aconsejamos hacer un free tour del Capricho, que es lo que hicimos nosotros, para conocer su historia y muchas curiosidades del parque. Nos encantó y lo recomendamos 100%. Tiene una duración de 2 horas.

El Capricho se divide en 3 estilos de jardines: una parte francesa más ordenada, una parte italiana más salvaje y con mas vegetación y otra parte de estilo completamente inglés.

No olvidéis viajar sin preocupaciones y estar cubiertos con vuestro seguro de viaje de MONDO. Con nuestro código pinchando aquí tenéis un 5 % de descuento.
Entrada parque del capricho.

Jardín francés.

Una vez paséis los tornos de entrada lo primero que veréis será una especie de plaza redonda que es la entrada principal del jardín. Es conocida como «plazita de toros».

Esta primera parte de la visita está concebida al estilo de un jardin francés. La duquesa de Osuna tomó como referencia el Palacio de Versalles para una parte del Capricho, incluso hizo traer paisajistas de Versalles.

Posteriormente pasareis por un paseo muy largo decorado con cipreses. Se dice que aquí se realizaban duelos en la época. Esta especie de avenida llega hasta la Plaza del Emperador.

Parque el capricho madrid

Plaza del Emperador.

En esta plaza se puede ver un busto de María Josefa de Pimentel que fue mandado construir por su nieto años después de su muerte. También se puede ver la Exedra, las estatuas de Hermes y Baco y 8 esfinges. Las esfinges son un símbolo de la Masonería.

Los Duques de Osuna eran masones y a lo largo de todo el parque vamos a poder encontrar simbología relacionada con ello.

En esta plaza se solían representar conciertos de música y espectáculos. Un ejemplo es que la duquesa fue mecenas del músico italiano Luigi Bocccherini, creador del cuarteto, quién actuó en diversas ocasiones en este lugar.

Plaza del emperador el Capricho.

Plaza del Emperador. Cómo visitar el  jardín del Capricho.

Palacete de los Duques de Osuna.

Este pequeño palacio de estilo neoclásico es donde residían los duques durante los periodos que pasaban en el Capricho.

Lo que veis tras llegar de la plaza del Emperador es en realidad la parte trasera, otro guiño a la masonería, ya que le daban más importancia a la parte trasera de las edificaciones que a la fachada principal que solía ser sencilla.

En junio 2023 está en proceso de restauración. Se están realizando las obras para realizar en su interior un futuro museo, en especial dedicado a María Josefa de Pimentel. La duquesa fue muy importante para las mujeres en esa época por sus ideas liberales. Fue la primera en España en crear una sociedad filantrópica formada por mujeres.

El palacete tenía una biblioteca de gran valor con más de 6000 ejemplares, entre ellos libros censurados, pero las sucesivas guerras lo destruyeron y los pocos que quedaron se encuentran en la Biblioteca Nacional.

En cuanto al mobiliario la mayoría igualmente se perdió, quedan solo algunos muebles en el Museo Lázaro Galdiano. Además por suerte se consiguieron salvar más de una veintena de pinturas de Goya que se encontraban en el palacete.

Palacete el Capricho.

Parte italiana del Capricho.

Esta zona es la que menos parte ocupa del parque y la que realmente no se puede visitar. Se encuentra en la parte baja del parque y es la más antigua. Es una mezcla de setos y árboles más salvaje y menos ordenada que otras partes del jardín.

Lo que si podemos ver de esta zona asomándonos desde la parte superior es el famoso Laberinto hecho de laurel. Se reconstruyó en base a los planos originales, pero desgraciadamente debido a la tormenta «Filomena» en 2021 se destruyó por completo y se está intentando recuperar.

laberinto el capricho madrid

Jardín inglés.

Esta zona se intenta representar el típico paisajísmo inglés, es la zona romántica y que intenta evocar a la naturaleza. Os sentiréis como en un capítulo de los Brigerthon o de Sentido y Sensibilidad.

En esta zona hay bastantes atractivos que os llevaran la mitad de la visita, aunque se puede estar fácilmente toda la mañana si queréis disfrutarlo y estar tranquilos.

Jardín inglés capricho

Bunker del Capricho.

El lugar más secreto y único del Capricho. Curiosamente el parque conserva un búnker original que sirvió de refugio en la Guerra Civil Española, fue la sede del Ejército Republicano.

El búnker atraviesa por el subsuelo el palacete de los Duques de Osuna, tiene 7 dependencias y 4 salidas. Como datos curiosos tiene unos 2000 metros cuadrados, 15 metros de profundidad y se dice que puede soportar bombas de hasta 100 kilos.

Cómo visitar el Búnker. No es fácil acceder a él, es un lugar muy protegido. Hay que apuntarse a una lista de espera del Programa Pasea Madrid, gestionado por Patrimonio Cultural del Ayuntamiento de Madrid. Son visitas guiadas y gratuitas. Podéis acceder aquí.
Búnker del Capricho Madrid.

Templo de Baco.

El Templo de Baco seguramente sea la imagen más icónica del Capricho. Nos pareció espectacular el pequeño templo dedicado al dios de la fiesta y la diversión, en medio del jardín inglés.

El Capricho era un lugar pensado para divertirse y el recreo, por lo tanto no es de extrañar que la duquesa quisiera rendir homenaje al dios que lo representaba.

Os encontraréis en esta zona multitud de parejas con sus fotos de boda o niños realizando sus sesiones fotográficas de comunión.

Como curiosidad algunas escenas de la famosa película Doctor Zhivago se rodaron en el Capricho y en especial en este punto.

Templo de Baco el Capricho Madrid.

Abejero.

Como os hemos dicho la duquesa era una mujer que era una visionaria y siempre pretendida sorprender a sus invitados. Este hecho tenemos que decir que nos pareció muy curioso.

El Capricho tiene un edifico que se usaba como abejero y fue el primero de toda España. Se dice que a la duquesa le encantaba sentarse a tomar el té contemplado este lugar.

Abejero. Cómo visitar el Jardín del Capricho en Madrid.

El Fortín.

Lo siguiente que encontraréis es una especie de mini fuerte o pequeña fortaleza que era un área de juegos. Se dice que en su día tenia hasta cañones que disparaban bolitas. Como veis el Capricho tenía el primer parque temático de la época.

Fortín el Capricho.

La ermita.

En el jardín también podéis visitar una coqueta ermita de estilo románico que en realidad no tenía fines muy religiosos. Tenía su propio Ermitaño Don Arsenio. En realidad era un actor contratado por la duquesa. Se dice que cuando falleció puso un muñeco en el interior de la ermita en la ventana, para seguir representando que vivía alguien allí.

Ermita parque el Capricho en Madrid.

Embarcadero.

Esta parte nos pareció maravillosa. Hay un pequeño lago con un embarcadero de madera con una pintura de un trampantojo. Las embarcaciones era falúas y era la zona de relajación del parque.

En esta zona hay un pequeño puente de hierro de 1830 que fue el primero de toda España realizado en este material.

Muy cerca de él se encuentra la Casa de Baile, donde la diversión se podía prologar hasta la madrugada. Destaca la curiosa fuente debajo de la casa de un jabalí.

Casa de baile jardín del Capricho Madrid.

Puente de Hierro. Cómo visitar el Jardín del Capricho en Madrid.

Casa de la Vieja.

La duquesa se Osuna se inspiró para tomar esta idea en María Antonieta. Quería construir un lugar dentro del parque que fuera para el descanso, como hizo la reina francesa en Versalles.

La llamada Casa Vieja tiene el típico estilo de finca de campo española, ya que la familia de la duquesa eran terratenientes y estaba acostumbrada a este tipo de viviendas.

En realidad nunca vivió allí pero un ilustre si lo hizo. Goya vivió una temporada en el Capricho, ya que los Duques de Osuna fueron sus mecenas. Estuvo allí hasta que el duque le echó porque le pintó las paredes del palacio, hecho que no le gustó nada.

Aparte De Goya, solo vivió en la casa el guardián del parque en los años 90.

Las habladurías dicen que entre la duquesa y Goya había algo más que una amistad, pero son rumores de la época que no sabemos si están confirmados.

La Casa Vieja se usaba fundamentalmente para representaciones teatrales y diversión de los invitados del Capricho.

Como veis todo el parque estaba concebido para sorprender a los invitados y para la diversión.

Hasta aquí los puntos fundamentales de esta maravilla de jardín que ha pasado a ocupar el top 1 de nuestros favoritos en la ciudad. Podéis ver mas contenido del Capricho en nuestras redes sociales.

casa vieja. Cómo visitar el jardín del Capricho en Madrid.

Más de nuestro contenido que os puede interesar:
– Por qué contratar un seguro de viaje?
Preparativos y ruta para viajar a Marrakech con niños.
Comida típica de Marruecos.
-Qué ver en Nápoles en 1,2, o 3 días.
-La Ruta 61 de Usa itinerario y preparativos.
Qué ver en Luxemburgo en 1, 2, o 3 días.
– Imprescindibles qué ver en Brujas en 1 o 2 días.

Deja un comentario

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable: Natalia Montero.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Utilizamos cookies 🍪, ¿estás de acuerdo? Puedes configurar tus cookies pinchando AQUÍ    Saber más sobre la Política de cookies
Privacidad